La llegada de visitantes crece, mientras aumenta su generación de empleos y de divisas para la economía local.
El sector turismo es el principal generador de divisas de República Dominicana, por encima de las exportaciones de zonas francas, de las exportaciones nacionales, de las remesas y de la inversión extranjera directa.

Pero además, es el sector con mayor potencial de crecimiento, lo cual se demuestra en el hecho de que durante los últimos años ha venido aumentando en cuanto a visitas de extranjeros y dominicanos no residentes a una tasa promedio de 7% anual (7.6% en los primeros siete meses de este año).

El ministro de Turismo, Francisco Javier García, asegura que en los últimos tres años ese sector ha generado divisas al país por el orden de los US$16,000 millones, además de que se posiciona como uno de los principales empleadores con más de 272,900 trabajadores fijos, a los que se agregan los puestos laborales indirectos.

Aunque el ritmo de crecimiento del turismo no va a la velocidad necesaria para alcanzar los 10 millones de visitantes al año 2022, como se ha propuesto el presidente Danilo Medina, el vicepresidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Hoteles y Turismo (Asonahores), Arturo Villanueva, asegura que el país se ha convertido en el destino más importante de la región.

Citó la ponderación que hace la Organización Mundial del Turismo (OMT) en el sentido de que el país cuenta con la mejor infraestructura para la comodidad de los visitantes en la región del Caribe.

Cifras características
Algunas cifras del sector turístico dominicano permiten una idea de las características de los visitantes que llegan cada año.

En los primeros siete meses de este año (enero-julio) el país recibió por vía aérea 3 millones 725 mil 520 visitantes. De esa cantidad, el 8% son dominicanos y extranjeros residentes, mientras que el 92% son turistas (extranjeros y dominicanos no residentes).

El dato ofrece una idea de cuán determinante es el sector turismo para el país, ya que más del 90% del tráfico aéreo de personas es de visitantes no residentes. Además, de los turistas que vinieron al país en los primeros siete meses de este año el 89.4% dice que se hospedó en hoteles, mientras solo el 10.6% se hospedó en otros lugares.

La proporción de turistas hospedados en hoteles bajó en julio, pues en el primer semestre eran el 93.4%. El hospedaje coincide en gran medida con el motivo del viaje: 93.3% de los turistas extranjeros viene por motivo de recreación, a los que se agrega un 3% que viene a visitar algún amigo. Sólo 2.2% vienen en viaje de negocios y el resto (1.5%) motiva su viaje en estudios, conferencias, convenciones y otras razones.

Ocupación hotelera
La República Dominicana tiene alrededor de 68,000 habitaciones hoteleras hábiles distribuidoras en siete zonas de atracción de visitantes. Las estadísticas de Asonahores indican que en el primer semestre de este año el promedio de ocupación hotelera fue de 80.2%, ligeramente inferior al 80.5% en igual período del 2014.

Las zonas que registran mayor ocupación son Romana-Bayahobe y Punta Cana-Bávaro, con 86.5% y 86.8%, respectivamente (bajaron dos puntos respecto a enero-marzo 2014).

Ese alto nivel de ocupación coincide con la terminal aérea de donde proviene la mayor cantidad de visitantes. El 67% de los turistas que visitan la República Dominicana viene por el Aeropuerto de Punta Cana, les siguen en una lejana posición la terminal Las Américas en Santo Domingo y la Gregorio Luperón en Puerto Plata.

La ocupación hotelera en los primeros seis meses de este año mejoró para los destinos de Samaná con 84.3% (3.1 más que en igual período de 2014). También Puerto Plata con 68.7% (+0.9), Santiago marcó 59.2% (+3.0) y Sosúa-Cabarete con 63.1% (+5.3).

Los destinos de Santo Domingo y Boca Chica-Juan Dolio bajaron sus niveles de ocupación hotelera en el primer semestre de este año, al igual que Punta Cana-Bávaro y Romana-Bayahibe, pero en proporciones mínimas.

Fuente: InversionesPuntaCana